Me encanta Río, ya os habreís dado cuenta, y por eso traigo una nueva entrada de esta ciudad. 😁😁 Hoy toca el Jardín Botánico.

La historia del jardín botánico se remonta a 1808, año en el que la familia real portuguesa llegó a Brasil. La familia real iba escapando de la invasión francesa de Portugal. Brasil era su mayor colonia y decidieron establecer el “centro de operaciones” del imperio en la ciudad de Río de Janeiro.

Paseo de palmeras imperiales

No sólo llegó a Brasil la familia real, con ellos iba toda la corte, los archivos, el tesoro real y todo lo que pudieron cargar en los barcos. Entre lo que llevaban habían diferentes plantas de las Indias Orientales que en Brasil no existían. Para poder cultivarlas, el rey Don João VI abrió un “jardín de aclimatación”.

Victoria Regia, los nenúfares gigantes

Al siguiente año ese jardín de aclimatación se convirtió en el Jardín Botánico, un lugar muy agradable donde hay plantas únicas. Aquí ahy palmeras centenarias, nenúfares gigantes del Amazonas llamadas Victoria Regia y también ejemplares del árbol que le da nombre al país, el Palo Brasil. El Palo Brasil casi desaparece por la tala excesiva en el siglo XVII y hoy en día está en la lista de especies amenazadas de Brasil.

En el Lago Frei Leandro se pueden ver los grandes nenúfares:

La Fuente de las Musas, situada en el centro del paseo imperial, es una fuente de hierro fundido que fue creada en la ciudad de Derby, en Inglaterra. Originalmente la fuente estaba en el barrio de Lapa pero en 1905 se instaló en el Jardín Botánico. La fuente está decorada con cuatro figuras que representan a cuatro de las musas griegas: la música, la poesía, la ciencia y el arte.

Fuente de las Musas

En el Jardín Botánico de Río hay un pequeño jardín japones, creado en 1935, con su típico puente rojo y una lámpara de piedra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.